Qué llevar y cómo transportarlo. Acerca de los enseres de almacenaje en un barco de guerra inglés del siglo XVIII (Puerto Deseado, Santa Cruz) / What to take and how to transport it: Storage equipment of an eighteenth-century British warship

Please download to get full document.

View again

All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
 8
 
  The HMS Swift was a British Navy ship serving in the Malvinas Islands, which sank in 1770 off the coast of currentday Puerto Deseado, Santa Cruz Province. The particular environmental conditions of the site preserved the organic archaeological
Share
Transcript
   | 157 Intersecciones en Antropología 14: 157-170. 2013. ISSN 1666-2105Copyright © Facultad de Ciencias Sociales - UNCPBA - Argentina Mónica Grosso. Instituto Nacional de Antropología y Pensamiento Latinoamericano (INAPL). 3 de Febrero 1378 (1426), Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina. E-mail: monigrosso@hotmail.com Qué llevar y cómo transportarlo: enseres de almacenaje en un barco de guerra británico del siglo XVIII  naufragado en la Patagonia (Puerto Deseado, Santa Cruz, Argentina) Mónica Grosso Recibido 15 de noviembre 2011. Aceptado 29 de marzo 2012 RESUMEN La corbeta Swift   era un barco de la Armada Británica comisionado a las Islas Malvinas que en 1770 naufragó en las costas de la actual ciudad de Puerto Deseado (provincia de Santa Cruz). Las particulares condiciones ambientales del sitio permitieron una muy buena preservación de materiales orgánicos, incluyendo gran parte de la estructura de la embarcación. En este trabajo se describen y analizan las características de un conjunto de enseres de almacenaje elaborados con madera -cajas, cajones y armarios- hallados en las dependencias del capitán de la embarcación. La mayoría de ellos fueron encontrados en contextos arqueológicos muy bien denidos y conservando su contenido srcinal. Tratándose de un barco militar de reducidas dimensiones, el espacio a bordo era un factor crítico, lo cual implicaba una selección muy cuidadosa de lo que podía ser trans-portado. Esto adquiere relevancia al reconocer que la cultura material tiene un rol activo, el cual se basa en la dimensión signicativa que poseen los artefactos, y que se maniesta tanto en la conformación de la identidad de sus usuarios como en los procesos de comunicación social. Palabras clave : Cultura material; Arqueología de naufragios; Gran Bretaña; Siglo XVIII; Patagonia. ABSTRACT WHAT TO TAKE AND HOW TO TRANSPORT IT: STORAGE EQUIPMENT OF AN EIGHTEENTH-CENTURY BRITISH WARSHIP SHIPWRECKED IN PATAGONIA (PUERTO DESEADO, SANTA CRUZ, ARGENTINA). The HMS Swift   was a British Navy ship serving in the Malvinas Islands, which sank in 1770 off the coast of current-day Puerto Deseado, Santa Cruz Province. The particular environmental conditions of the site preserved the organic archaeological materials, including most of the ship’s structure. The goal of this paper is to describe and analyze wooden containers and storage furniture −boxes, chests and cupboards− located in the Captain’s quarters. Most were found in well-dened archaeological contexts and still had their srcinal contents. Space on board ship was a critical factor, especially in small vessels like the Swift; careful selection of what could be transported was essential. This is relevant when acknowledging that material culture plays an active role in the constitution of users’ identities and in processes of social communication. As such, the particular dimensions of artifacts are revealed to be signicant. Keywords:  Material culture; Shipwreck archaeology; Great Britain; 18th century; Patagonia. INTRODUCCIÓN En 1770, Puerto Egmont era un pequeño asentamiento en el NO de las Islas Malvinas. Su importancia estratégica, sin embargo, era clave en el contexto de la política expansionista británica por su localización próxima a las rutas marítimas hacia el Pacíco. A comienzos del mencionado año, la Swift    arribó a Egmont para sumarse a la pequeña ota que allí se encontraba, y allí permanecería durante tres años (The Naval Chronicle 1801: 259). Su capitán, el comandante George Farmer, asumiría como ocial a cargo del apostadero.La HMS 1   Swift   era una embarcación que pertenecía a una de las categorías menores en la clasicación  | M. Grosso - Intersecciones en Antropología 14 (2013) 157-170 158 un estado poco frecuente en cuanto a la integridad y coherencia de sus componentes, así como la contemporaneidad de una gran variedad de evidencia material. Todo ello permitió el planteo de diversas líneas de investigación que se encuentran actualmente en curso en el marco del Proyecto Arqueológico Swift (Elkin et al.  2007, Elkin et al. 2011).   SITIOS DE NAUFRAGIO Y CULTURA MATERIAL  La tripulación de una embarcación, en este caso militar -conformada por ociales, infantes de marina y marineros-, constituía de algún modo una “comunidad cerrada” con características particulares, aunque estre-chamente vinculada a la sociedad de la cual provenían sus integrantes (Muckelroy 1978; Adams 2001). Una de estas particularidades es que más allá de la posición que ocuparan los individuos en la escala jerárquica, las relaciones entre ellos estaban constituidas por una compleja trama en función de su variado srcen cul- tural, estatus social, nacionalidad, profesión u ocio y experiencia. El estudio de la cultura material en sitios de naufragio nos permite aproximarnos a la compleji-dad de dichas relaciones, en las que el lugar de cada persona estaba denido por muchas distinciones que podían ser sutiles (Rodger 1996: 15). Diversos autores han señalado que la relación entre el comportamiento humano y el mundo material no es en absoluto pasi-va, ya que los artefactos encarnan en forma tangible relaciones sociales que conllevan actitudes y compor- tamientos del pasado. Nuestra interacción con ciertas categorías de objetos como entidades materiales es inseparable de nuestras relaciones con ellos como símbolos. Así, los objetos domésticos que nos rodean a diario pueden ser vistos como signicativos, como parte de un proceso comunicativo, siendo ingredien- tes activos de dicho proceso (Csiksentmihalsy and Rochberg-Halton 1981: 73 en Beaudry et al.  1991: 154). La conguración de una embarcación, por otro lado, no sólo indica aspectos fun-cionales sino también socia-les, como ser las divisiones de trabajo, poder y estatus li-gados a ellos. La organización interna del espacio revela actitudes hacia una variedad de cuestiones en función de la localización de las activi-dades a bordo y la cantidad de espacio que conllevan, de acuerdo con las ideas y valo-res asignados a éstas (Adams 2001). de la Armada Británica en el siglo XVIII denominada sloop , comparable con una corbeta de guerra de la Armada Española (Gardiner 1992). Tenía una eslora de 27,8 m, una manga de 7,9 m y estaba tripulada por cerca de un centenar de personas (Lyon 1993). Como todas las embarcaciones oceánicas de su época, ésta era propulsada a vela y estaba construida completa-mente con madera. Contaba con una bodega y paño-les para el transporte de vituallas y pertrechos, una cubierta inferior, en la que se alojaban los ociales, los marineros y los infantes de marina, y una cubierta alta, en la que iban dispuestos los cañones; en su parte posterior se encontraban las dependencias del capitán (National Maritime Museum, Greenwich [NMM], Lines & prole plan ZAZ 4672, Decks plan ZAZ 4724). En marzo de 1770 la Swift naufragó frente a las costas de la actual ciudad de Puerto Deseado (provincia de Santa Cruz), luego de encallar en una roca oculta por la marea 2 (Figura 1). La embarcación se deslizó hacia el fondo de la ría -a unos 15 m de profundidad- con casi todo su contenido a bordo (The National Archives, Kew [NA], ADM 1/5304, Courts Martial: Loss of HMS Swift, 29/09/1770; Gower 1803). La forma en que se produjo el naufragio y las condiciones ambientales de la ría Deseado, caracterizada por la baja temperatura de sus aguas y por la depositación de sedimentos nos, contribuyeron a la preservación de los restos materiales, incluyendo gran cantidad de elementos orgánicos (Grosso 2008; Bastida et al.  2011; Elkin et al. 2011). Cerca de un 70% de la estructura de la embarcación se ha preservado, la mayor parte de ella, enterrada bajo el sedimento. Aquellos materiales que han quedado expuestos presentan un grado variable de deterioro. Entre la diversidad de artefactos localizados en el sitio se encuentran elementos vinculados a la alimentación, la vestimenta, el armamento, herramientas y mobiliario, entre otros. El sitio Swift   se destaca especialmente porque presenta Figura 1.  Localización del lugar del naufragio de la HMS Swift    en la ría Deseado, en el norte de la provincia de Santa Cruz (dibujo C. Murray).   | 159 Qué llevar y cómo transportarlo: enseres de almacenaje en un barco de guerra británico del siglo XVIII naufragado en la Patagonia (Puerto Deseado, Santa Cruz, Argentina) DESCRIPCIÓN Y CARACTERIZACIÓN DE LOS ENSERES DE ALMACENAJE Se estudiaron un total de seis enseres: dos armarios, dos cajones y dos cajas. En las Tablas 1 y 2 se indican sus dimensiones y los sistemas de ensamblaje utiliza-dos en su   elaboración, mientras que a continuación se presenta en forma sintética el análisis de sus carac-terísticas (Grosso 2011). Cabe señalar que en ninguno de los casos se han preservado elementos metálicos como clavos, herrajes de refuerzo, bisagras, manijas, cerraduras y bocallaves, los cuales se evidencian por la presencia de improntas, marcas, oricios, concreciones y/o restos de óxidos. Cajas La caja INA 145 fue construida en forma relativamente sencilla, si bien presenta ciertos rasgos de interés (Figura 2). Se observa el uso de ensamblajes de solapa, que ofrecen una mayor superficie de En este sentido, debemos tener en cuenta, por un lado, que el limitado espacio a bordo de una embarca-ción constituía un factor crítico que condicionaba las decisiones respecto de lo que podía ser transportado (Lenihan 1983). Estas limitaciones no sólo se referían al cargamento o al equipamiento provistos por la ar-mada, sino también, y particularmente, a los elementos de índole personal. De hecho, los ociales de mayor rango eran los únicos individuos a bordo que conta-ban con algún espacio privado para su alojamiento, en el que además podían guardar sus pertenencias. Asimismo, debe tenerse presente que las tripulaciones podían permanecer durante meses, e incluso años, a bordo de una misma embarcación. Desde esta perspectiva, consideramos de particu-lar interés analizar un conjunto de enseres de alma-cenaje de madera, conformados por cajas, cajones y armarios, localizados en las excavaciones realizadas en el sector de popa correspondiente a las dependen-cias del capitán de la Swift  . Dichos objetos fueron seleccionados entre una gran variedad de elementos encontrados en el sitio por los siguientes mo-tivos: a) provienen de un contexto arqueoló-gico con alta integri-dad; b) se encuentran en el único sector del barco excavado hasta el momento para el cual puede establecerse una asociación clara con quien lo ocupó; c) se encontraron en general en muy buenas condiciones de pre-servación y, en la mayoría de los casos, conservaban en gran medida su contenido.A continuación, a partir de la descripción de los armarios, cajas y cajones, se analizan las característi-cas de su manufactura, las maderas empleadas, la presencia de marcas de identificación, así como su localización espacial y los materiales asociados a ellos. Las variables con-sideradas permitirán evaluar la calidad de las piezas, la inversión de energía puesta en su elaboración, el empleo de técnicas y estilos vigentes de acuerdo con las tendencias de la época, los usos a los que fueron destinados y su posible asociación con tripulantes específicos. Se discute esta información en relación con la figura del capitán de la Swift   -el comandante Farmer-, el contexto de la vida a bordo, así como en el histórico y social más amplio.   * Corresponde al sector que se ha preservado. Identificación Dimensiones (mm) Espesor máx. componentes (mm) Tipo de ensamblaje / elementos de unión Largo Ancho Alto Laterales Base Entre laterales Entre base y laterales    C   a   j   a   s INA 145 440 220 110 12 10 de solapa  / clavos unión a tope / clavos INA 315 490 405 295 15 — de lazos vistos unión a tope / calvos    C   a   j   o   n   e   s INA 167 650 440 350 20 20 de solapa  / clavos unión a tope / clavos,   refuerzos INA-NR 021 800* 520 430 25 25 de solapa  / clavos a tope / clavos,   refuerzos Tabla 1.  Dimensiones y sistemas de ensamblaje de cajas y cajones. Identificación Dimensiones (mm) Espesor máx. (mm) Tipo de ensamblaje / elementos de unión Frente Prof. Alto Laterales Estantes    A   r  m   a   r   i   o   s INA-NR 003* 1500 70 90 25 20 a tope (excepto   parte superior machihembrada) / clavos INA 379 500 65 95 30 13 a tope / clavos * Valores aproximados. Tabla 2.  Dimensiones y sistemas de ensamblaje de armarios. Figura 2.  Vista general de la caja INA 145 y detalle de la unión de solapa entre laterales (fotos M. Grosso).  | M. Grosso - Intersecciones en Antropología 14 (2013) 157-170 160 La tapa de la caja INA 315 está compuesta por dos tablas; no se ha podido observar evidencia que indique de qué modo se encontraban unidas. Ésta se articulaba con la tabla que componía el fondo de la caja mediante un par de bisagras. En su frente contaba con una cerradura con bocallave (herraje que protege la madera que rodea el oricio por el que se inserta la llave), probablemente de aleación de cobre. El ex-terior de la caja fue recubierto con pintura, la cual se ha preservado en forma desigual. En su interior tiene seis compartimientos de similar tamaño, formados a partir de cinco tablas de madera unidas -entre sí y al interior de la caja- por medio de rebajes y clavos. La madera utilizada, identicada como afín a  Pinus sylvestris (n.v. pino escocés) es el pino con mayor dis-tribución en Europa. Resulta muy fácil de trabajar y de pulir y es resistente, si bien presenta mediana duración a la intemperie. Es una madera apropiada para todo tipo de cajonería fuerte, ya que permite ser clavada cerca de sus bordes (Dallimore y Jackson 1931: 459-460; Cozzo 1956: 178-180, 206). Forrest (2006: 11) señala que hasta el siglo XX  el pino fue usado en la elaboración de los muebles más económicos -que a menudo eran pintados- y en los marcos o carcasas de muebles más caros. Cajones Al observar las piezas INA 167 e INA-NR 021, es notable un aumento en sus dimensiones, así como en el espesor de las tablas de madera y en la sección de los clavos respecto de los de las cajas, por lo que fueron identicados como cajones (Figuras 4 y 5). Se observa también el uso de herrajes metálicos de re-fuerzo en las uniones, así como de manijas en los laterales. Los ensambles utilizados en los laterales son del mismo tipo que los descriptos para la caja INA 145. En función de sus características gene-rales se trata de piezas robustas con gran capacidad de almacenaje. Ambos cajones contaban con tapas planas, lo cual contribuiría a la versatilidad de uso, por ejemplo como asiento o mesa ( cf  . Richards 1997: 87).   En el cajón INA 167, tanto la base como la tapa están conformados por dos tablas; en el primer caso estaban unidas entre sí por dos varillas (evi- dentes por su impronta y los oricios de los clavos que las sujetaban) ubica-das en sendos extremos de la tapa, de modo que cuando ésta se cerraba las varillas quedaban por fuera del cuerpo del cajón. La tapa se encontraba arti-culada con el fondo por medio de dos contacto y por lo tanto permiten uniones más rmes que aquellas realizadas simplemente a tope (donde el canto de un lado se une directamente a la cara del otro). Presenta detalles decorativos en la forma de los cantos redondeados de la base y de la parte superior de los laterales; asimismo, la base se excede unos milímetros en sus dimensiones respecto del resto de la caja. La tapa posee un bisel en tres de sus lados y una muesca para facilitar su deslizamiento. La madera con la que fue elaborada fue identicada como Quercus  sp. (n.v. roble) 3 . Este género comprende maderas duras, muy resistentes y durables, relativamente fáciles de trabajar, y que permiten una muy buena terminación natural. En función de estas propiedades, distintas especies de roble han sido históricamente empleadas para una amplia diversidad de usos, como por ejemplo en la construcción de embarcaciones, pilotes de muelles, pisos, muebles de calidad, duelas de toneles y mangos de herramientas (Cozzo 1956). La caja INA 315 (Figura   3) se destaca dentro del conjunto analizado por las características de su ma-nufactura y los detalles de terminación, incluyendo el uso de ensambles de cola de milano que, en este caso, al ser múltiples y sucesivos, conforman uniones deno-minadas “de lazos” (Rodríguez Bernis 2006: 154-155). Las proporciones empleadas en su elaboración indican un trabajo de buena calidad. Este tipo de ensamblaje resulta muy resistente para unir piezas sometidas a fuerzas opuestas. Este fue el único caso de todos los aquí analizados en el que los componentes perma- necieron rmemente unidos hasta el momento de su hallazgo. Los componentes del resto de las cajas y cajones se mantuvieron en su posición sólo gracias al sedimento acumulado, ya que los elementos metálicos de jación se habían corroído por completo.   Figura 3.  Caja INA 315, sin la tapa. Detalle del ensamblaje de lazos (fotos D. Vainstub).   | 161 Qué llevar y cómo transportarlo: enseres de almacenaje en un barco de guerra británico del siglo XVIII naufragado en la Patagonia (Puerto Deseado, Santa Cruz, Argentina) bisagras -cuyas concreciones permiten apreciar cierta ornamentación en su forma, la cual parece constituir el único detalle decorativo que se observa en esta pieza-, y cerraba mediante una cerradura. En su interior poseía 15 compartimientos, los cuales estaban conformados por seis tablas ensambladas entre sí mediante rebajes. Estos divisores se apoyaban en varillas que estaban clavadas al interior de los laterales de la caja, por lo que serían fácilmente removibles. Si bien el cajón INA-NR 021 se encontró fragmen -tado, el sector preservado permitió realizar una carac-terización apropiada. La tapa se articulaba mediante bisagras y, al igual que en el caso anterior, contaba con una varilla de madera clavada en su extremo. En el lateral se distinguen las improntas de una manija metálica oval y de un par de marcas de forma rectangular -en todos los casos asociadas a oricios de clavos-, las cuales indicarían que en algún momento se realizó un reemplazo de las manijas. No se registra evidencia de cerradura, aunque ésta podría haber estado ubicada en el sector del cajón que no se ha preservado. En su interior posee un pequeño compartimien-to formado por dos tablas unidas median-te machihembrado y sostenidas al interior por rebajes. Se distinguen aún restos de la pintura que cubría el interior y el exterior del cajón. El cuerpo presenta una forma trapezoidal (la base tiene un ancho mayor que la tapa), el cual podría corresponder a un tipo particular de tradición construc-tiva, ejemplos de la cual se han citado en naufragios del siglo XVI  (Richards 1997: 91). De acuerdo con sus características y con las particularidades de su contenido (en función de lo que se indica más adelante), la denominación especíca más apropiada para esta pieza sería la de “arcón” o “baúl” (Rodríguez Bernis 2006). Cabe señalar, por último, que ambos cajones fueron elaborados con maderas de pináceas; grupo anatómico que comprende pinos, abetos, cedros, alerces y piceas (Johnson 1980: 70). Armarios En el sitio fueron localizados dos arma- rios, identicados como INA 379 e INA-NR 003. Las desiguales condiciones de preser -vación en que se encontraban -en función de su contexto de depositación- permitieron analizar con mayor detalle al primero de ellos. Su cuerpo principal está compuesto por el fondo, el lateral derecho, la parte superior y la puerta. Cada uno de estos elementos está conformado por dos o tres tablas. Un mamparo del barco hacía las veces del lateral restante. Las tablas que componían la puerta estaban unidas entre sí por listones de madera clavados. El marco de la puerta fue moldeado; en él se distinguen marcas que indican el lugar en donde se ubicaban las bisagras que sostenían la puerta. En el lado opuesto de la puerta se distingue un oricio calado e improntas que indican que poseía una bocallave y una cerradura, ninguna de las cuales se ha preservado. En el interior del armario se contabi-lizaron cinco estantes, tres de ellos calados para alojar piezas de vajilla (Figura 6). Cada uno de los estantes está compuesto por tres tablas clavadas a varillas de Figura 4.  Vista explotada del cajón INA 167 realizada en base al relevamiento de sus componentes (dibujo C. Murray). Figura 5. Parte preservada del cajón INA-NR 021. Hacia la izquierda puede verse parte de la tapa (foto C. Murray).
Related Search
Similar documents
View more
We Need Your Support
Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

Thanks to everyone for your continued support.

No, Thanks
SAVE OUR EARTH

We need your sign to support Project to invent "SMART AND CONTROLLABLE REFLECTIVE BALLOONS" to cover the Sun and Save Our Earth.

More details...

Sign Now!

We are very appreciated for your Prompt Action!

x