JUSTICIA, POLÍTICA Y MEMORIA: LOS LEGADOS DEL FRANQUISMO EN LA TRANSICIÓN ESPAÑOLA

Please download to get full document.

View again

All materials on our website are shared by users. If you have any questions about copyright issues, please report us to resolve them. We are always happy to assist you.
Share
Transcript
    Instituto Juan March Centro de Estudios Avanzados en Ciencias Sociales (CEACS) Juan March Institute Center for Advanced Study in the Social Sciences (CEACS) Justicia, política y memoria : los legados del franquismo en la transición española  Author(s): Aguilar Fernández, Paloma, 1965- Date 2001 Type Working Paper Series Estudios = Working papers / Instituto Juan March de Estudios e Investigaciones, Centro de Estudios Avanzados en Ciencias Sociales 2001/163 City: Madrid Publisher: Centro de Estudios Avanzados en Ciencias Sociales Your use of the CEACS Repository indicates your acceptance of individual author and/or other copyright owners. Users may download and/or print one copy of any document(s) only for academic research and teaching purposes.   JUSTICIA, POLÍTICA Y MEMORIA: LOS LEGADOS DEL FRANQUISMO EN LA TRANSICIÓN ESPAÑOLA Paloma Aguilar Estudio/Working Paper 2001/163 Febrero 2001 Paloma Aguilar es Profesora Titular en el Departamento de Ciencia Política y de la Administración de la Universidad Nacional de Educación a Distancia; y Doctor Miembro del Instituto Juan March.    ABSTRACT En todo proceso de cambio político el régimen emergente ha de afrontar la difícil tarea de desmontar, de forma paulatina si no se trata de una revolución, la legalidad política anterior y decidir qué hacer con las personas e instituciones heredadas del viejo sistema. De cómo se resuelvan estas espinosas cuestiones puede depender la suerte del nuevo régimen. En este trabajo se va a analizar tanto lo que hizo como lo que dejó de hacer la incipiente democracia española respecto al franquismo y sus, hasta entonces, leales servidores. Además del estudio de la correlación de fuerzas existente entre el régimen y la oposición, se plantearán algunas reflexiones sobre las razones por las que el pasado no se abordó de forma explícita basadas en el recuerdo traumático de la guerra civil y la subsiguiente aversión al riesgo que generó en la sociedad española. También se estudiarán las iniciativas que se adoptaron para la rehabilitación de las víctimas de la dictadura durante la transición, que es el otro gran asunto que debe afrontarse en todas las transformaciones de regímenes políticos. Finalmente, se plantearán algunas reflexiones generales sobre si es posible relacionar las ausencia de justicia retrospectiva en el caso español con el posterior funcionamiento de su democracia.  - 1 - “En la transición se pagó un precio muy duro (...). En este país hubo gente que sufrió tantas injusticias, que pasó tanto, tanto, sin darles la satisfacción del reconocimiento de lo que habían sido esos crímenes y abusos. Porque no nos olvidemos de que el general Franco hizo una cosa que fue la Causa General. Un estudio hecho desde el Ministerio de Justicia en el que se consignaron todos los crímenes cometidos en la zona republicana. Este libro está ahí, y se publicó ¿Y la Causa General de la otra parte? ¿Por qué no se hace? Otra cosa es que de esa segunda Causa General tuvieran que derivarse consecuencias que sonaran a venganza. Pero el saber... ¿Por qué se niega a los españoles el conocer muchas de las atrocidades que se cometieron durante el franquismo? (...): ni la magistratura, ni el Ejército, ni las Fuerzas de Seguridad sufrieron una transformación democrática como el resto de la sociedad” (Fernando Álvarez Miranda, ex Defensor del Pueblo. Entrevista en El Mundo , 5/12/99: 8) “We are still far from reaching a consensus about either the utility or the advisability of using national courts as instruments to right the wrongs of the past” (A.James McAdams) Introducción 1  Siempre que se produce una transformación política profunda el régimen emergente tiene que decidir lo que hará con las instituciones y personas vinculadas al régimen anterior. Como dice Elster, las nuevas élites políticas “tienen que decidir si los líderes, colaboradores o agentes del régimen precedente tienen que ser llevados ante los tribunales o penalizados por ello, y también si las víctimas de estos regímenes deben ser rehabilitadas y compensadas y de qué forma”(Elster, 1998: 7). Es bien sabido que en España, tras la muerte de Franco, no se purgaron las principales instituciones civiles y militares heredadas de la dictadura. Tampoco se crearon “comisiones de la verdad” que investigaran las violaciones de derechos humanos que habían tenido lugar bajo el franquismo. Y, desde luego, no se celebraron juicios contra los responsables de las muertes, torturas y detenciones ilegales producidas en la etapa anterior 2 . Por todo ello, resulta evidente que, al margen de los muchos logros del cambio político en España, habría que preguntarse también cuáles fueron los límites de la denominada “política de consenso” 3 , quiénes quedaron al margen de 1  Agradezco a Juan José Linz y a José Ramón Montero sus comentarios y sugerencias. Este texto es una versión ampliada del publicado por Oxford University Press (en Alexandra Barahona De Brito, Carmen González Enríquez y Paloma Aguilar: The Politics of Memory and Democratization , Oxford: Oxford University Press, 2001). Dicho libro aparecerá próximamente traducido al español por la editorial Istmo. 2  Todo ello resultó sorprendente a algunos de los analistas políticos más lúcidos, como Adam Przeworski, quien subraya el hecho de que en España “la democracia fue instaurada (...) sin una ruptura de las fuerzas armadas, sin una purga siquiera de la policía política, sin un grado muy evidente de politización y con dos grandes partidos que surgieron casi de la noche a la mañana” (Przeworski, [1986]1988: 101). 3  Según algunos autores, “el consenso es la piedra angular de la reconciliación y el olvido del pasado” (Del Águila y Montoro, 1984: 248). Ramón Cotarelo ha llegado a identificar tres tipos de consensos en la  - 2 - la “reconciliación nacional” de que tanto se habló durante la transición y qué repercusiones tuvieron estas carencias en el proceso de estabilización democrática 4 . Con el fin de dar respuesta a estas cuestiones el resto del trabajo se dividirá en los siguientes apartados. En primer lugar, resulta imprescindible comenzar por demostrar que las anomalías del caso español no pueden entenderse sin tener en cuenta el recuerdo colectivo de la guerra civil (1936-1939) y la subsiguiente aversión al riesgo que esta memoria traumática generó en buena parte de la sociedad española. En segundo lugar, se indagará si hubo actores que llegaran a demandar que se pusieran en marcha algunas medidas de justicia política (comisiones de la verdad, depuraciones o juicios) 5 . Asimismo, se analizarán los obstáculos que surgieron ante la mera posibilidad de que se adoptaran estas políticas y en qué ocasiones se logró no sólo ralentizar su aplicación, sino incluso impedirla. En tercer lugar, es obvio que en todo proceso de cambio de régimen hay que sustituir la legalidad anterior por una nueva, en este caso democrática. Sin embargo, estudiar qué se reforma de la primera y qué otros asuntos perviven durante más tiempo, llegando incluso a colisionar con la nueva legalidad democrática, son cuestiones fundamentales. Se trata, pues, también de analizar los legados perversos que los regímenes autoritarios suelen legar a los democráticos 6 . En cuarto lugar, se estudiarán los diversos intentos de rehabilitación moral y material del represaliado que fueron aprobados y se examinará cuáles no pudieron salir adelante y por qué. Finalmente, en las conclusiones se abordarán las consecuencias que se han podido derivar de todo lo anterior para la consolidación e institucionalización de la democracia en España. transición española. El primero fue precisamente un “acuerdo sobre el pasado” y consistió en no exigir un rendimiento de cuentas por el mismo (Cotarelo, 1992: 13 y ss). 4  De la política de “reconciliación nacional” comenzó a hablar, desde el exilio, el Partido Comunista de España en la segunda mitad de la década de los cincuenta. Mediante aquélla el PCE renunciaba explícitamente a emplear la lucha armada para acabar con la dictadura. El alcance que, finalmente, tendría el proceso de reconciliación en España tendría muy poco que ver con estas primeras proclamaciones. 5  Sobre las diversas medidas de justicia transicional  o retrospectiva que se han llevado a cabo en las últimas décadas, véanse los tres volúmenes editados por Kritz (1995) y el libro de McAdams (1997). 6  El estudio de los legados culturales e institucionales de las dictaduras está recibiendo una atención creciente en la Ciencia Política. Uno de los últimos artículos que incide en la importancia de los legados, la memoria y los procesos de aprendizaje político para explicar los cambios de régimen es el de Pridham (2000). Este tipo de aproximación ha sido criticada por otros autores, entre los que se encuentran Crawford y Lijphart (1995), quienes sostienen que un énfasis excesivo en los legados condena a la disciplina politológica a realizar estudios de caso y a abandonar todo intento comparativo. Estos autores, no obstante, reconocen que, dependiendo del contexto, los legados pueden llegar a desempeñar un papel decisivo, y que, si bien no constituyen la variable explicativa del cambio, sí contribuyen a explicar el mismo.
Related Search
Similar documents
View more
We Need Your Support
Thank you for visiting our website and your interest in our free products and services. We are nonprofit website to share and download documents. To the running of this website, we need your help to support us.

Thanks to everyone for your continued support.

No, Thanks
SAVE OUR EARTH

We need your sign to support Project to invent "SMART AND CONTROLLABLE REFLECTIVE BALLOONS" to cover the Sun and Save Our Earth.

More details...

Sign Now!

We are very appreciated for your Prompt Action!

x